Ficha Jurisprudencial

Instituto Jurídico

Finalidad y alcance de las medidas cautelares personales

Número de sentencia

SC 0012/2006

Resumen del precedente

Las medidas de carácter personal tienen únicamente fines de carácter procesal, están dirigidas a lograr la eficacia de la coerción penal estatal, sólo durarán mientras subsista la necesidad de su aplicación debiendo además ser aplicadas con criterio restrictivo y de modo que perjudiquen lo menos posible a las o los procesados.

Transcripción del precedente:

III.1.2. Finalidad y alcance de las medidas cautelares personales y sus medidas sustitutivas

 El legislador, atendiendo el mandato implícito contenido en la Constitución, de que toda restricción al derecho a la libertad sea en la medida de lo necesario por su utilidad para la consecución de fines constitucionalmente justificados, previa ponderación de los intereses en juego: presunción de inocencia y eficacia de la persecución penal, optó por otorgar a las medidas cautelares de naturaleza personal, únicamente fines de utilidad procesal (efectividad del proceso y de la ejecución de la sentencia);  conforme al siguiente texto:         

“ARTICULO 221º.-   (FINALIDAD Y ALCANCE).-

 La libertad personal y los demás derechos y garantías reconocidos a toda persona por la Constitución Política del Estado, las Convenciones y Tratados internacionales vigentes y este Código,  sólo podrán ser restringidos cuando sea indispensable para asegurar la averiguación de la verdad, el desarrollo del proceso y la aplicación de la ley.”

 Así, como quedó precisado, las medidas cautelares tiene un carácter instrumental y están dirigidas a lograr la eficacia de la coerción penal estatal, al intentar asegurar con su aplicación: 1) la averiguación de la verdad, 2) el desarrollo del proceso penal, y 3) el cumplimiento de la ley (ejecución de la sentencia); todo ello bajo la idea de que sin su adopción, la labor de defensa social del Estado, expresada en la persecución penal, no sería de modo alguno eficaz; diferenciándose así, plausiblemente, de otras legislaciones que le asignan además de aquellos, fines de prevención general y especial.

 En coherencia con lo expresado, en la parte in fine del segundo párrafo del mismo art. 221, se precisa que las medidas “…sólo durarán mientras subsista la necesidad de su aplicación”, agregando el art. 222 del mismo código adjetivo que “Las medidas cautelares de carácter personal, se aplicarán con criterio restrictivo y se ejecutarán de modo que perjudiquen lo menos posible a la persona y reputación de los afectados”.

Descargar sentencia aquí